Un enfoque ambiental de la moda sostenible - CMI Business School
un-enfoque-actual-moda-sostenible

En el marco del desarrollo del Trabajo Final de Máster “Un enfoque ambiental de la moda sostenible” en el que se investigó de manera cualitativa y cuantitativa, cómo la industria de la moda ejerce una enorme presión sobre el medio ambiente, que afecta negativamente al agua, la Tierra, la atmósfera y la biodiversidad. 

Algunas partes de la vida moderna son, en este punto, ampliamente conocidas por causar daños ambientales. Como volar al extranjero, usar artículos de plástico desechables e incluso conducir hacia y desde el trabajo, por ejemplo. Pero cuando se trata de nuestra ropa, los impactos son menos obvios. 

 

Moda sostenible

Conclusiones generales de la investigación

Este estudio ha arrojado dos conclusiones generales en materia cuantitativa y cualitativa de cuál es el impacto de la moda en el medioambiente y en el mundo en general.  

En primer lugar: el estudio cuantitativo pondera las rutinas de los consumidores a través de una encuesta, al momento de realizar cualquier transacción en la industria de la moda, en el que se ha concluido que “la industria de la moda puede afrontar su impacto medioambiental adoptando una mezcla de materiales sostenibles, adoptando un enfoque más circular y mejorando su comunicación”. Es decir, la mayoría de los consumidores claman porque la comunicación de las marcas se enfoquen en hacer una descripción informativa clara de sus productos cuando estos ayudan a la reducción del impacto ambiental. La moda rápida hace que comprar ropa sea más asequible, pero tiene un costo ambiental.  

En segundo lugar: la investigación en su modalidad cualitativa, arroja un análisis en el que destaca las mejores prácticas aplicadas por todas las marcas:  EcoalfGayaskin, MUD Jeans, PeopleTree y Stella McCartney. En esta parte del estudio se destaca que las marcas mencionadas sí están muy al tanto de la reducción de huellas ecológicas mediante el uso de materiales reciclados. Contribuyendo a la reducción de la huella hídrica y ambiental.  La mayoría de ellas ha reducido sus colecciones por año. Destacan el uso de tintes índigos, seleccionan a sus proveedores cuidadosamente y cuidan la identidad de la marca y su impacto en el medio ambiente. Todo ello a través de la educación a los consumidores para concienciar y minimizar el impacto posterior al consumo. 

El trabajo de investigación concluye que la comunicación de las grandes marcas hacia y para los consumidores es la herramienta clave para informar sobre los efectos dañinos de la industria de la moda. Y cómo han contribuido a disminuir el impacto. Con el uso de la comunicación el consumidor podrá verse involucrado en la marca hasta el objetivo de sentir confianza. Siendo el camino a seguir para que la industria de la moda sea más sostenible.  

Conclusiones sobre sostenibilidad ambiental en la industria de la moda  

La globalización juega un papel importante en el impacto medioambiental en el mundo de la moda. En el que se concluye que, si las empresas de la industria no actúan de manera inminente en la reducción de su impacto, el planeta podrá sufrir cambios irreversibles en poco tiempo. Es por ello quese deben encargar desde ahora, del cambio de sus líneas de producción. 

Recomendaciones finales para un modelo sostenible 

La investigación ha destacado que la sostenibilidad en la cadena de producción de la industria de la moda, debe ser parte ya del ADN de las marcas. Se necesita que las grandes empresas de la moda reviertan el modelo lineal y prioricen la calidad ante la cantidad. Pero como en todo, los consumidores deberán entenderlo y es por ello que el papel de las marcas tendrá que ser impecable y ejemplar. 

La industria de la moda tiene un impacto desastroso en el medio ambiente. De hecho, es el segundo mayor contaminante del mundo, solo después de la industria petrolera. Y el daño ambiental está aumentando a medida que crece la industria. Sin embargo, existen soluciones y alternativas para mitigar estos problemas. El primer paso consiste en generar conciencia y voluntad de cambio en: la contaminación y gran consumo del agua, reducción de las microfibras de tela en el océano. Así como la acumulación de desperdicios, reducción de químicos, generación de gases efecto invernadero y reducción en la degradación global del suelo. Y en segunda instancia, el desarrollo de tecnología para que la sostenibilidad en la industria pueda ser escalable. 

Autora: Laura Thommen – Máster en Responsabilidad Social Corporativa y Sostenibilidad (2019-2020) 

Tutor: José Manuel Martín Herrero 

 

No hay comentarios
Comentar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.